Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Los footprints permiten realizar búsquedas más afinadas

Footprints de Google: Aprende a sacarles el máximo partido

Más de una vez habrás querido conocer algún dato relacionado con el posicionamiento de tu web y te habrás encontrado con que para saberlo debías pagar por el uso de una herramienta. Aunque hay casos en los que no queda más remedio que abrir la cartera, en muchos otros hay soluciones gratuitas, como los footprints de Google.

¿Todavía no los conoces? Pues sigue leyendo, que te los vamos a descubrir y seguro que van a cambiar muchos de tus hábitos de navegación y consulta.

Qué son los footprints de Google y para qué sirven

Los footprints son operadores de búsqueda avanzada que ofrece Google (también Bing, aunque menos) y que nos permiten obtener resultados muy interesantes y sin coste alguno. Se trata de una serie de comandos que aplicados al dominio de tu web, o a los de tu competencia, te pueden mostrar desde el número de páginas que tienen indexadas hasta sitios relacionados, o que contengan una determinada palabra en la url o incluso en el texto.

Son muchas las posibilidades que ofrecen los footprints de Google, sobre todo porque algunos se pueden combinar entre ellos para filtrar resultados, acotar por países, etc. De esta manera puedes personalizar tus búsquedas hasta límites insospechados.

Los expertos en SEO y apasionados del marketing digital han implementado estas instrucciones en sus rutinas habituales, sobre todo en las tareas enfocadas al linkbuilding. Ya te veo con ganas de ponerte manos a la obra, ¿verdad?

Cuáles son los principales footprints y cómo usarlos

Aquí va una lista con los comandos más habituales. A partir de ahí, juega con ellos todo lo que quieras, únelos y configura los tuyos a la carta. Algunas combinaciones puede que no te funcionen, pero es cuestión de probar.

Aunque a veces resulte indiferente, respeta en cada uno si lleva o no un espacio tras los dos puntos, o de lo contrario las búsquedas no irán correctamente. Lo que no afecta en absoluto es si a la hora de poner la dirección web incluyes las «www» o las obvias. El .es, .com, o extensión que tenga tu dominio sí es preciso ponerla siempre:

  • site:tudireccion.com | Te muestra las páginas indexadas en Google del dominio que pongas. Si lo usas en Google Imágenes también funciona.
  • cache:tudireccion.com | Te reproduce la captura de pantalla de esa web en la última versión que tenga en caché, normalmente de unos días atrás.
  • related: tudireccion.com | Arroja páginas que son parecidas o guardan relación con la del dominio en cuestión.
  • allinanchor:palabra | Te da los sitios que contienen «palabra» en el anchor text (texto de anclaje) de un enlace.
  • inanchor:palabras | Muestra webs que tienen en el texto de un enlace esas palabras que has puesto.

Aprende a usar los Footprints de Google, sus operadores avanzados de búsqueda

  • allintext:palabra | Las páginas que tienen esa palabra en el texto.
  • intext:palabras | Los sitios que tienen en su texto las palabras que elijamos.
  • allintitle:palabra | Las webs que tienen esa palabra en el título.
  • intitle:palabras | Las páginas que tienen en el título las palabras que indiquemos.
  • allinurl:palabra | Sitios que tienen esa palabra en su dominio.
  • inurl:palabras | Webs que tienen en su url las palabras que hayamos puesto.
  • author:nombre | Te buscará las páginas con artículos firmados por ese nombre en concreto.
  • filetype:pdfTe selecciona los archivos con la extensión que pongas, en el caso de ejemplo, en PDF.

 

Hay otros, pero estos son los más habituales. Ten en cuenta que, como te avanzábamos, puedes usar más de uno a la vez para acotar aún más tus búsquedas.

Por ejemplo, puedes querer ver qué webs están enlazando a la tuya, pero sin que los resultados incluyan tus propias páginas. Para eso pondrías: link:tudireccion.com -site:tudireccion.com.

La lista oficial de búsquedas refinadas de Google

Google va quitando y añadiendo con el paso del tiempo algunos footprints. Por ejemplo, en noviembre de 2016 dejó de funcionar movie: (mostraba resultados de películas), pero siguen activos otros como weather: (te lista noticias sobre el tiempo en la localidad que pongas) o source: (en Google News para filtrar por un medio de comunicación en concreto).

En realidad todos estos footprints son en su mayoría «no oficiales», ya que el listado de los que Google incluye en lo que él viene a llamar «búsquedas refinadas», al margen de los filtros de su propia herramienta, es bastante reducido. Algunos de ellos son:

  • @dominio para búsqueda de resultados en redes sociales
  • $cifra para búsqueda de precios
  • #hashtag para las tendencias en redes
  • »  « para búsquedas exactas
  • * como comodín, por ejemplo «el sitio más * del mundo»

Trucos de SEO con los footprints

Ahora verás por qué gustan tanto los footprints a los que trabajan el SEO. Imagina que tienes una tienda online que vende pintalabios. Te podría interesar en tal caso saber qué blogs hay en España que hablen sobre labios, ¿verdad? Pues para saberlo no tendrías nada más que encadenar footprints.

Pondremos inurl:blog «labios». Así acotamos la búsqueda para que los resultados sean dominios que incluyan la palabra blog y el término exacto «labios».

Podríamos ir más allá, añadiendo site:.es y nos arrojaría solo los blogs de habla española. Aunque haciendo la búsqueda desde google.es los acabados en .com también lo son, pero bueno. Valga como ejemplo de las posibilidades que ofrece.

Todo esto que estamos viendo hasta ahora es información, pero vayamos a lo práctico. Si quieres lograr enlaces a tus páginas, una forma de conseguirlos es dejando comentarios en otras webs.

¿Y si Google te dijera, además, cuáles de esos blogs que antes has encontrado te permiten dejar un comentario? Tan fácil como pedírselo. Añade al footprint anterior «post a comment» o «deja un comentario«, fórmulas que aparecen normalmente en aquellos blogs que los permiten. Y voilà:

El uso de los footprints puede servirnos para nuestro linkbuilding

Pero igual eres un poco perezoso y si te piden registrarte ya no te mola. Pues nada, a poner otro filtro para filtrar los que no requieren registro. Lo habitual es encontrarte la fórmula «You must be logged in» (Debes estar logado) en los blogs que sí lo piden.

Seguimos alargando el footprint, que ahora quedaría así: inurl:blog “post a comment” “labios” -“you must be logged in”. Con el símbolo de menos le estamos diciendo que no nos muestre aquellos blogs de labios que exigen registrarse para comentar.

Y así podríamos ir hilando fino hasta que quisiéramos o nos dejara Google…

Si te parece demasiado complicado crear tus propios footprints, aquí tienes RastroSEO, una herramienta creada por Chuiso que automatiza las búsquedas a partir de los comandos más útiles para encontrar los sitios idóneos donde hacer backlinks.

Eso sí, luego tendrías que valorar en cuáles de esos sitios, según su autoridad y relevancia, te conviene dejar algún link. ¡Pero eso ya lo veremos en otro artículo!

¿Conocías ya los footprints de Google? ¿Hay alguno especialmente útil que se nos haya escapado? ¿Lo compartes con nosotros?

¡Suscríbete a nuestra newsletter!

2 comentarios en «Footprints de Google: Aprende a sacarles el máximo partido»

Deja un comentario

Otros post de interés...